El problema no es cambiarte, el problema es que NO QUIERO;
El problema no es que duela, el problema es que gusta;
El problema no es el daño, el problema son las huellas;
El problema no es lo que haces, el problema es que lo olvido ;
El problema
no es que digas, el problema es lo que callas;


Y como deshacerme de ti si no te tengo, como alejarme de ti si estas tan lejos.

El problema no fue hallarte, el problema es olvidarte;
El problema no es que mientas, el problema es que te creo;
El problema no es cambiarte,
el problema es que no quiero;
El problema no es
quererte, es que tu no sientas lo mismo;
El problema no es que JUEGUES, el problema es que ES CONMIGO.

Me perdí en tu laberinto… del que hoy quiero salir

8 de noviembre de 2011

Y hablándote claro no te voy a mentir,
 ignora hoy mismo lo que pueda sentir.
Esto es una tormenta y continuar es como ir hundiéndose en el mar. 
Sería un poco absurdo un final fatal.
¿Por qué 
seguirme haciendo daño? 
Vivir hacia tu lado no es normal, 
yo busco paz y tú eres tempestad.
Prefiero darme por vencido y terminar...  
No quiero ser más tu rival.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Me propongo tanto continuar, pero amor es la palabra que me cuesta a veces olvidar. Sobrevivo por pura ansiedad, con el nudo en la garganta y es que no te dejo de pensar.

Dame un sólo momento y te diré lo que siento ya perdí tanto tiempo sin tú amor dame un sólo momento que esta vez sólo intento entender el destiempo de tú amor. Y pasan mil días pasan historias y pasan besos con tú memoria; Una vez más para llorar lo que perdimos, una vez más para entender por qué lo hicimos, una vez más para los besos que no dimos, una vez más vuelve conmigo dame sólo ese beso que espero tanto tiempo y sabrás cómo siento este amor dame hoy tú mirada no me dejes sin nada porque sé que me muero de dolor ;

Las horas pasan y yo sigo aquí, extrañándote, es como un vicio que me amarra a ti

Las horas pasan y yo sigo aquí, extrañándote, es como un vicio que me amarra a ti
Todavía yo siento tus caricias y tu respiración sobre mi piel. No hay quien me haga olvidar tu sonrisa, y sigo amandote hoy mas que ayer,soñando con volverte a ver. Cada día que pasa mas me mata tu ausencia y pierdo la fe...
Quisiera poder olvidarme de ti, con otro sacarte por siempre de mi,decirte a la cara que no me haces falta para poder vivir. Quisiera borrarte de mi corazón, quitar de mi boca tu dulce sabor; no hecharte de menos al llegar la noche y sin reproche resignarme a tu adios.

Siempre lo fácil me duró tan poco,Y no lo niego me divertí,Pero la soledad me ha vuelto loca, por que el amor nunca ha pasado por aquí...
Ahora que soy sólo silencio diría tantas cosas. ¿Qué tiene el silencio?, ¿Porqué uno reza en silencio?, ¿Porqué el dolor es amigo del silencio? Amar en silencio tiene un dejo de tristeza, sabe a tinta en el tintero, a amarrete. Amás en silencio y un día te encontrás mudo, lleno de palabras, que te atormentan en silencio. Uno se queda sin palabras y llega el silencio, uno habla, habla, habla y no escucha, para escuchar primero hay que callar. Todo se va, se aleja, los gritos se acallan, los sonidos se desvanecen...Ya no hay murmullos ni susurros, ni el sonido de la respiración, todo se fue, sólo silencio. El silencio es ausencia, como la luz en la oscuridad, nos muestra lo que no hay, lo que no está. Me asusta el silencio, como si pudiera escuchar la voz al silencio. Ahora, que soy sólo silencio, creo entender porqué tanto miedo al silencio, al sonido del silencio.
Como quieres que te olvide, si al comenzar a olvidarte, me olvido del olvido, y empiezo a recordarte